💇‍♂️💇‍♀️ Por qué deberías tomar colágeno para el pelo.

colageno para el cabello

El colágeno es la proteína más abundante en nuestro cuerpo y ayuda a recuperar tendones, ligamentos y piel (1). Existen varios tipos de colágeno para tratar diferentes problemas de salud.

Nuestro cuerpo produce colágeno pero también puede obtenerlo de suplementos y alimentos, como el caldo de huesos.

Aporta muchos beneficios para la salud, como favorecer un cabello sano y fuerte.

Beneficios del colágeno para el pelo.

A continuación te contamos la evidencia existente sobre las propiedades del colágeno para el pelo.

Proporciona aminoácidos que pueden usarse para construir el cabello.

El cabello se compone principalmente de queratina.

Nuestro cuerpo usa varios aminoácidos para construir queratina, algunos de los cuales se pueden encontrar en el colágeno (23).

Cuando consumes colágeno y otras proteínas, tu cuerpo las descompone en aminoácidos que luego se usan para construir nuevas proteínas y compuestos (4).

Existen 11 aminoácidos no esenciales que tu cuerpo puede producir y 9 aminoácidos esenciales que debes obtener a través de tu dieta.

El colágeno se compone principalmente de 3 aminoácidos no esenciales: glicina, prolina e hidroxiprolina (56).

La prolina es también el componente principal de la queratina. Por lo tanto, consumir colágeno rico en prolina debe proporcionar a nuestro cuerpo los componentes básicos que necesita para crear cabello.

Sin embargo, faltan estudios en humanos sobre los efectos del colágeno en el pelo, lo que dificulta saber si esta proteína promueve el crecimiento del cabello.

Ayuda a combatir el daño a los folículos del cabello.

El colágeno puede actuar como un antioxidante y combatir el daño causado por los radicales libres.

Los radicales libres son compuestos que se desarrollan en nuestro cuerpo como resultado del estrés, los contaminantes del aire, el tabaco, las malas elecciones alimenticias, el alcohol y otras influencias ambientales. Demasiados radicales libres pueden dañar nuestras células, proteínas y ADN (7).

Varios estudios demuestran que los radicales libres también pueden dañar los folículos pilosos. Como la defensa de nuestro cuerpo contra los radicales libres disminuye con el envejecimiento, las personas mayores son especialmente susceptibles al daño del cabello (8).

Para combatir los radicales libres y conseguir un cabello sano, tu cuerpo necesita antioxidantes.

Varios estudios de laboratorio han demostrado que el colágeno, especialmente de pescado, puede tener una potente actividad antioxidante (91011).

Un estudio demostró que el colágeno marino podía combatir cuatro radicales libres diferentes, mientras que otro estudio detectó que la proteína puede ser un antioxidante más efectivo que algunos antioxidantes del té10 , 11 ).

Ten en cuenta que dichas investigaciones solo se ha realizado en células aisladas en laboratorios. Por lo tanto, el potencial antioxidante del colágeno para el cabello no está claro.

Previene el debilitamiento del cabello asociado con el envejecimiento.

El colágeno constituye el 70% de nuestra dermis, la capa media de la piel que contiene la raíz de cada cabello (12).

En particular, el colágeno contribuye a la elasticidad y fuerza de la dermis. Con la edad, el cuerpo se vuelve menos eficiente en la producción de colágeno y la reposición de células en la dermis.

Esta puede ser una de las razones por las que el cabello se debilita con el tiempo (13141516).

Por lo tanto, proporcionar colágeno al cuerpo puede ayudar a mantener una dermis saludable y prevenir el debilitamiento del pelo.

Un estudio de ocho semanas con 69 mujeres de 35 a 55 años demostró que tomar suplementos de colágeno mejoraba significativamente la elasticidad de la piel en comparación con un placebo (17).

Otro estudio de 12 semanas con más de 1.000 adultos demostró que un suplemento diario de colágeno aumentó la cantidad de colágeno en la piel y redujo los signos de envejecimiento de la piel (18).

Dado que el cabello crece fuera de la piel, el potencial del colágeno para contrarrestar los efectos del envejecimiento de la piel puede contribuir a un mejor crecimiento del cabello y una disminución del debilitamiento.

Sin embargo, la investigación sobre el impacto del colágeno en el debilitamiento del cabello no está muy clara aún.

Puede retrasar la aparición de canas.

Debido a sus propiedades antioxidantes, el colágeno puede combatir el daño celular y retardar la aparición de canas.

El envejecimiento del cabello relacionado con la edad está muy influenciado por la genética pero el daño de los radicales libres a las células que producen el color del cabello también puede jugar un papel importante (19).

A medida que envejecemos, las células que producen melanina, encargadas de dar color a nuestro cabello, comienzan a morir.

Sin embargo, los radicales libres que aparecen por una dieta deficiente, el estrés y los contaminantes ambientales también pueden dañar las células que crean melanina (20).

Sin suficientes antioxidantes para combatir el daño de los radicales libres, el cabello puede comenzar a volverse gris.

De hecho, un estudio de laboratorio demostró que la actividad antioxidante de los folículos pilosos grises era mucho más baja que la de los folículos pilosos que aún contenían pigmento (21).

Dado que se ha demostrado que el colágeno combate los radicales libres en estudios de laboratorio puede, en teoría, ayudar a prevenir el daño a las células que producen el color del cabello.

Por ello, puede prevenir el envejecimiento prematuro o retrasar el envejecimiento relacionado con la edad.

Sin embargo, en la actualidad se carece de investigación suficiente sobre los efectos antioxidantes del colágeno en humanos.

colageno para el cabello

Puedes añadir colágeno a tu dieta a través de alimentos o suplementos.

Dado que constituye el tejido conectivo de los mamíferos, se encuentra en la piel, los huesos y los músculos del pollo, carne de res, cerdo y pescado.

El caldo de huesos de animales contiene colágeno y gelatina. Este caldo de huesos se puede tomar como bebida o como base para sopas (22).

Además, comer alimentos con alto contenido de vitamina C puede aumentar la producción natural de colágeno del cuerpo.

Las naranjas, los pimientos, las coles de Bruselas y las fresas son excelentes fuentes de esta vitamina (23).

Por último, el colágeno se puede tomar en pastillas o en polvo. La mayoría de los suplementos de colágeno están hidrolizados, lo que significa que ya están descompuestos y son más fáciles de absorber (24).

Según la investigación actual, los suplementos de colágeno parecen ser seguros para la mayoría de las personas.

Sin embargo, algunos informes sugieren que dichos suplementos pueden causar malestar estomacal o acidez estomacal (25).

Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Compártelo con tus amigos!!